Pasar al contenido principal

Se encuentra usted aquí

¡Cuidado con las várices!

Por: 
Redacción Elllas
¡Cuidado con las várices!
Más del 50% de las mujeres y cerca de un 20% de los hombres sufren de esta molestia en mayor o menor grado. ¿Cómo combatirlas?
Publicidad

¿Cuándo escuchas hablar de las várices piensas que es una enfermedad lejana y que sólo la padecen unas pocas personas? La verdad es que la posibilidad de que las venas de las piernas se dilaten y salgan a la vista, puede afectar a muchas más mujeres de lo que se cree.

De acuerdo con investigaciones, más del 50% de las mujeres sufren esta enfermedad en mayor o menor grado y debido a que es una tendencia hereditaria, no se puede hacer mucho para evitarlas.

De acuerdo con la Asociación Colombiana de Angiología y Cirugía Vascular cuando los padres han sufrido várices, sus hijas tienen el 90% de probabilidades de padecer esta molestia. Las primeras pueden aparecer durante la adolescencia pero el período crítico es la menopausia.

 

¿Por qué aparecen?

Las várices se forman por la mala calidad de las paredes y de las válvulas de las venas de las piernas.  Al devolverse la sangre en su camino hacia el corazón, este reflujo termina dilatándola y formando primero las molestas 'arañitas' y en los casos más avanzados montículos dolorosos. Los síntomas pueden ir desde el cansancio en las piernas, calambres y rasquiña debido a la resequedad. Hacer ejercicio constantemente es una buena estrategia para retardar su aparición y lograr que las piernas se mantengan saludables

Pero ¿qué hacer cuando aparecen? Lo más importante es tratarse a tiempo, pues si bien inicialmente se trata de un problema estético, puede desencadenar en otras complicaciones. Te mostramos una guía sencilla para saber cómo actuar si empiezas a notar la aparición de estas molestas venitas.

Tratamientos

Consultamos al doctor Daniel Eduardo Indaburu, presidente de la Asociación Colombiana de Angiología y Cirugía Vascular para conocer los tratamientos más usados a la hora de combatir las várices. Según este especialista, la decisión depende de la insuficiencia venosa que tenga cada paciente. Estas son algunas de las posibilidades:

1. Escleroterapia: consiste en inyectar una sustancia irritante en el interior de las venas para secarlas. El número de sesiones depende de cada paciente. Se usa cuando las venas son pequeñas. Este tratamiento puede dejar manchas y algunas heridas, afortunadamente en la minoría de los casos (1/1000). 

2. Cirugía: aunque asegura la desaparición de las várices, debido a que se retira la vena de las piernas, requiere anestesia general. La incapacidad luego de esta intervención es de 15 días. 

3. Láser endovascular: es rápido y mínimamente invasivo, no produce traumatismos y se realiza con anestesia local. El tratamiento dura aproximadamente una hora y sólo se requiere una sesión. 

 

Para tener en cuenta...

- Es recomendable empezar a usar medias de compresión. Se deben usar todos los días durante todo el día. 

- De acuerdo con el doctor Jorge H. Ulloa, cirujano vascular de la Clínica de Venas, cuando las várices no son bien tratatas, pueden desencadenar tres tipos decomplicaciones: se pueden romper generando hemorragias, se pueden trombosar generando flebitis o pueden romper la piel provocando úlceras. En estos casos los tratamientos son mucho más traumáticos para el paciente.

- Se deben evitar tratamientos con hormonas como los anticonceptivos, debido a que empeoran las várices. En este caso se puede planificar con otros métodos como el dispositivo intrauterino.

- Debido a que las várices causan rasquiña, es importante hidratar constantemente las piernas.

- Se recomienda mantener el peso, pues pasarse de kilos aumenta la presión, así mismo evitar estar en continuo movimiento y el uso frecuente de tacones muy altos.

- No caer en la mentira de combatir el problema con cremas, no hay ninguna que lo quite.

Leer mas: 

Leer más

Publicidad